viernes, 16 de febrero de 2018

Teoría de los 5 elementos



Una de las bases de la Medicina Tradicional China es la Teoría de los Cinco Elementos.


Los 5 elementos son madera, fuego, tierra, metal y agua, y cada uno de ellos se asocia a una característica del clima, un par de órganos (Yin y Yang), un determinado tejido del organismo, un orificio del cuerpo, una emoción, una estación del año, una etapa del desarrollo...


La aplicación de la Teoría de los Cinco elementos nos proporciona un modelo rápido para el diagnóstico y tratamiento de patologías, aunque sin olvidar que es sólo una guía y no se debe interpretar de manera literal y aislada.


Tomamos por ejemplo el elemento "madera". Si nos fijamos en la tabla, en Medicina Tradicional China el elemento madera corresponde al hígado y la emoción asociada es la ira. 


Una de las funciones del hígado es almacenar la sangre. Una persona irritable, con frustración emocional o ira reprimida desencadenará una función anómala del hígado (esto no hay que tomarlo en el sentido literal de la medicina occidental) que afectará a la correcta nutrición e hidratación de los tendones provocando contracciones, calambres o temblores. 

Como el hígado "se abre en los ojos", en función del tipo de desequilibrio podría aparecer visión borrosa, puntitos negros u ojos "inyectados en sangre".
El hígado se asocia al viento y a la primavera: personas que tienen desequilibrios en hígado pueden sufrir dolores de cabeza o rigidez en el cuello después de un periodo con viento o durante las primaveras.

Esto es sólo un ejemplo y por supuesto debe hacerse un interrogatorio exhaustivo
para establecer un diagnóstico preciso de las causas y poder plantear un tratamiento efectivo, pero esta tabla nos sirve de aproximación para comprender un poco mejor  el pensamiento y el planteamiento de la Medicina Tradicional China.




No hay comentarios:

Publicar un comentario