lunes, 20 de febrero de 2017

Mima tus pies



Los pies son la base de nuestra postura. Un mal apoyo hará que ciertos músculos de las piernas trabajen más de la cuenta mientras otros estén excesivamente estirados. Esto provoca tensiones desequilibradas en las articulaciones vecinas, ocasionando dolor y lesiones en rodillas, caderas y lumbares, y por supuesto en el pie, como la temida fascitis plantar.
En ocasiones será el podólogo el que deba corregir ese mal apoyo con unas plantillas y otras veces basta con que el fisioterapeuta recoloque un par de articulaciones, relaje la musculatura de piernas y pies y nos enseñe a hacer ejercicios que fortalezcan los músculos que se encargan de mantener el arco plantar.
¿y en casa? seguro que todos hemos hecho rodar alguna vez una pelota más o menos dura por la planta del pie. Después de unos cuantos pases tendremos la fascia plantar más relajada y notaremos cómo el pie apoya mejor en el suelo.
Ya sabes, mima tus pies y visita a los profesionales encargados de su cuidado, ya que un buen apoyo es fundamental.

No hay comentarios:

Publicar un comentario