miércoles, 30 de noviembre de 2016

¡el gancho!



Aquí tenemos una de mis herramientas favoritas, que permite tratar multitud de dolores mecánicos.
En condiciones normales, las diferentes estructuras del cuerpo deben poder deslizarse unas sobre otras, de modo que tenemos diferentes planos de deslizamiento que permiten que nos movamos libremente.
Cuando hay una lesión, el cuerpo reacciona formando #adherencias, que es un tejido fibroso que se crea entre dos planos de deslizamiento, como si apareciera una telaraña entre dos músculos, lo que provoca que esas estructuras se peguen unas a otras y se limite el movimiento.
El #gancho nos permite romper esas adherencias y restaurar la movilidad de las estructuras.
Así que a pesar de su apariencia, el gancho puede convertirse en un gran aliado, gracias a la técnica de #fibrolisisdiacutánea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario